Melanochromis auratus (4-5 cm.)

(Código: 0130)

Enviar a un amigo
Melanochromis auratus (4-5 cm.)
















Orden: Perciformes
Familia: Cichlidae
Subfamilia: Pseudocrenilabrinae
Sinonimos: Tilapia aurata, Pseudotropheus auratus
Nombre común: Auratus
Tamaño: Hembra 9 cm., macho 11 cm.
Procedencia: Africa oriental: endémico del lago Malawi
Dimorfismo sexual: Macho negro con bandas longitudinales claras, hembra amarilla con bandas oscuras.

Forma de vida: Viven en colonias entre las superficies rocosas, cubiertas de vegetación (algas Callotrix y otras), del lago. Viven en busca casi constante de alimento. Para tomarlo disponen de unas filas de dientes que les facilitan la tarea de raspado de las algas. "Pelliscan" con movimientos regresivos laterales de la cabeza, mechones de algas de la almohada de vegetación. Los nativos conocen a ésta y otras especies con el nombre de M\'Buna Kumwa, que significa "golpea-rocas". Son polígamos, muy agresivos, territoriales y escavadoras. En las colonias se establece una jerarquía entre los individuos.

 Mantenimiento: En acuarios específicos mayores de 100 litros para ellos solos o en compañía de semejantes (otros M\'buna). El pH debe estar entre 7,5 y 8,5 y la dureza total del agua entre 9º y 12º alemanes. Temperatura entre 24 y 27 ºC. Nunca por debajo de 22 ºC porque son muy sensibles al frio. Requieren un agua limpia y clara, por lo cual un buen filtro es necesario. La decoración a base de rocas (que en este caso pueden ser calcáreas) de modo que forman cuevas y escondrijos. Debe existir más refugios que peces, ya que los individuos dominantes ocupan una amplia zona de influencia. No hay que renunciar totalmente a las plantas en este tipo de acuarios. Microsorum pteropus (helecho de Java) es la planta ideal. A fin de que no se coman las plantas, debemos suministrarles alimento vegetal en grandes cantidades. Protegeremos las plantas, en su base, a fin que los peces no las desarraiguen, en su casi contínua acción excavadora. Por esta misma razón, habrá que asentar bien toda las rocas. El sustrato ideal es la grava gruesa y oscura. Un suelo, decoración y fondo oscuro resaltará la belleza del colorido de estos peces.

 Alimentación: El aporte vegetal en la alimentación de los auratus es primordial para su correcto desarrollo. Sin embargo, en su medio natural no desechan el alimento de origen animal, que encuentran en el sustrato (crustáceos, larvas, etc.) En el acuario, estos peces se convierten rápidamente en carnívoros, si se les acostumbra a este tipo de alimento. No obstante, una falta de alimento vegetal puede llegar a ocasionarles trastornos fisiológicos. De los alimentos en escamas puede alternar las dietas para peces tropicales, para peces carnívoros y para peces herbívoros.

Reproducción: Un macho por cada tres o cuatro hembras. Generalmente el macho toma la iniciativa. Cuando una hembra esta dispuesta la sigue a su territorio. Los peces empiezan a girar uno alrededor del otro, como si quisieran atraparse la cola, se arquean los cuerpos y empieza la emisión de huevos y esperma. La hembra recoge todo en la boca.  La hembra se retira a un lugar seguro del acuario para empezar la incubación bucal que dura entre 22 y 26 días. Es bastante frecuente que las hembras traguen los huevos que están incubando. El motivo hay que buscar en la inmadurez de ellas o en el grado de inseguridad que puedan sentir en el acuario. Con sumo cuidado podemos en caso necesario, trasladar la hembra incubadora a un acuario de cría. Es natural que no comen durante todo el tiempo de la incubación. Los alevines abandonan la boca de la madre cuando alcanzan 1 cm; en este momento son totalmente autónomos y buscan instintivamente escondites. Primera alimentación de los alevines: nauplios de artemia y zooplancton fino. Una hembra puede tener entre 20 y 40 alevines cuyo crecimiento es rápido.




Compartir