Brachygobius doriae (Pez avispa)

(Código: 0026)
1,90 EUR
Añadir a la cesta
Brachygobius doriae (Pez avispa)
Orden: Perciformes

Familia: Gobiidae

Subfamilia: Gobionellinae

Sinonimos: Gobius doriae, Brachygobius nunus

Nombre común: Pez avispa

Tamaño: 4,2 cm

Procedencia: Sureste de Asia: Tailandia, Camboya, Vietnam, Península de Malaca, Borneo, Sumatra, Java.

Dimorfismo sexual: Difícil de distinguir, el macho presenta generalmente un colorido más vivo; con seguridad solo durante la época de la reproducción, cuando la hembra es notablemente más gruesa. Unas dos días antes de la puesta aparece visible la papila genital de la hembra.

Forma de vida: Viven a poca profundidad en las desembocaduras y deltas de los ríos, tanto en agua dulce como salobre. Son relativamente tranquilos y pacíficos, pero cada ejemplar defiende un pequeño territorio donde no tolera a otros ejemplares de su especie. Son una característica de los Gobiidae las aletas ventrales unidas formando un disco adhesivo, con el cual pueden fijarse y que les sirve de ayuda durante sus desplazamientos.

Mantenimiento: En un acuario comunitario normal no son buenos compañeros, pues con frecuencia se dedican a mordisquear las aletas de sus vecinos. Además, necesitan agua alcalina (pH 7,5-8,5) y dura a partir de 20º GH.; aunque no son exigentes para la temperatura, que puede estar entre 22 y 29 ºC. Es muy recomendable añadir sal gruesa no refinada en proporciones entre 1 y 5 gramos por litro o agua de mar entre el 2 y 20% del total de agua del acuario; las diferencias de salinidad marcarán los compañeros en un acuario con otros peces. Las avispas son especies adecuadas para acuarios salobres, donde pueden convivir por ejemplo con Tetraodon fluviatilis (pez globo), Chanda ranga (pez cristal), Jordanella floridae (pez bandera americana) y Poecilia sp. (Mollys), en cuyo caso, recomendamos los valores máximos de salinidad. El acuario para avispas debe tener muchos refugios entre piedras, raíces o macetas tumbadas y un suelo de arena oscura. Como plantas podemos usar aquellas que toleran el agua dura y alcalina (algunas después de una adaptación progresiva), como Ceratophyllum demersum, Ceratopteris thalictroides, Crinum thaianum, Cryptocoryne ciliata, Hygrophila corymbosa, Sagittaria graminea, Sagittaria subulata variedad pusilla y Vallisneria sp.

Alimentación: Son carnivoros: comida viva de pequeño tamaño (tubifex, enquitreos, larvas de mosquitos, daphnias, cyclops, etc.) y alimento comercial en tabletas para comedores de fondo.

Reproducción: No es difícil, una vez que tenemos una buena pareja y para lo cual debemos partir de varios ejemplares adultos de ambos sexos. No basta juntar cualquier macho y hembra para formar una pareja reproductora; deben ser ellos los que elijan. Estos peces tienen un desarrollado sistema de comunicación por señales hormonales y olorosas, que regulan territorios y relaciones de pareja. Incluso es muy difícil que una hembra que perdió a su compañero admita otro macho para formar pareja. Para la reproducción la temperatura debe estar entre 26 y 29 ºC y la alimentación previa lo más variada posible. Los animales desovan con preferencia sobre el techo de una cueva, previamente limpiado (entre 150 y 200 huevos) y el macho se encarga del cuidado de la puesta. Aunque el desove es realizado en un par de horas, los alevines no nacen al mismo tiempo, sino desde el segundo hasta el sexto día. Después de vivir los primeros dos días de su vida del saco vitelino, empiezan a cazar rotíferos, nauplios de cyclops y de artemias. Estos alevines nadan en la primera fase de su vida normalmente como otros peces; más tarde adoptan la vida pegada al o cerca del fondo característica de los adultos.

AUTOR DE LA FICHA: Pablo Siebers - http://www.mundoacuariofilo.org/index.php/fzoo



Compartir